Alguien a quien conoces: Shari Lapena

VECINDARIO


Es curioso. Hay veces que parece que el Universo (o Murphy o lo que quiera que haya ahí fuera) se alinea y te brinda una serie de lecturas con algún común denominador. De momento ya llevo dos. Y ambas me han gustado. En el caso de Alguien a quien conoces la palabra que resuena es vecindario. La novela está ambientada en una urbanización de cierto estatus. Un lugar en el que a priori todos pensamos que se vive bien a todos los niveles. Despreocupación, seguridad, espacios amplios, gente simpática y agradable… Pero muchas de esas ideas son falsas. Y otras tantas, postureo.

Porque ¿cuánto conocemos de nuestros vecinos? ¿sabemos realmente quienes son esas personas con las que vivimos pared con pared? Trasteé en el tema con el audiorelato de Calcetines, pero si trasladamos estas situaciones a la vida real (y ¿cómo no hacerlo si los telediarios y periódicos están llenos de noticias parecidas?) da miedo pensar en lo poco que sabemos de las personas que, además de nuestra familia, tenemos más cerca y a las que acudimos muchas veces para cosas menos superficiales que pedir “un poquito de sal”.

ARGUMENTO


Varias viviendas de un barrio residencial de Nueva York han recibido un anónimo. Parece ser que un joven (Raighleig) ha entrado en sus casas y, aunque no se ha llevado nada, ha conseguido hackear los ordenadores de los hogares. Aunque la cosa no ha pasado a mayores, su madre está preocupada y pretende disculparse y limpiar de algún modo su conciencia por el allanamiento. ¿Qué madre no trataría de ayudar a su hijo? Pero el asunto se convertirá en algo más serio cuando una mujer, vecina del barrio, aparezca asesinada. ¿Quién lo habrá hecho?¿Tendrá algo que ver con el rastreo de los ordenadores? Los investigadores tratarán de resolver el caso y con ello sacarán a la luz los profundos secretos, deseos y miedos de toda la comunidad. ¿Y tú, estás segura de que conoces a tus vecinos?

 

IMPRESIONES


Conocía a la autora porque leí su primer libro, La pareja de al lado, que me gustó aunque no me emocionó. Sin embargo, en esta ocasión, Alguien a quien conoces me ha gustado mucho. Y no solo por la historia en sí, sino también (y sobre todo) por la forma de tratarlo que ha tenido la escritora. Tiene un inicio contundente, de los que me gustan, con su puntito de intriga que te lleva a calcular quién será el asesino. Reconozco que tras leer el comienzo, me creí muy lista. Imaginé que el recurso que había utilizado Lapena (y que yo también utilicé en RE) me dirigía sin querer hacia un personaje en concreto. 

Conforme fui avanzando en la lectura, me fui reafirmando en mis sospechas hasta que en el último tercio de la novela lo tuve clarísimo. Era una pena pero había acertado con el asesino desde el inicio. Y entonces, ¡tachán! Un último as en la manga, un giro inesperado pero que concordaba en todo momento con la historia me dejó con la boca abierta. 

La portada de la novela te lleva de la mano a un lugar seguro y tranquilo. Imaginas una urbanización de clase media – alta en la que parece que nada malo pueda suceder porque todas las bondades de la vida deberían salpicar al barrio. Pero nada más lejos de la realidad.

Me ha gustado conocer qué piensan los personajes y que la forma en que nos los presenta la autora haga que empatice con algunos o que odie con todas las ganas a otros. Cada uno de ellos oculta algo. Olivia trata de proteger a su hijo y mantener a flote un matrimonio que parece que empieza a hacer aguas. Glenda siente que ha fallado en algo porque su hijo adolescente se ha refugiado en el alcohol y no cuenta con el apoyo de su marido. Becky se ha enamoriscado de Robert, el vecino atractivo que está casado con Amanda. E incluso ella, quien en principio es la inocente víctima, se descubre como una mujer con una ética bastante relajada. Con todos estos personajes, los hilos se entrecruzan en una historia la mar de interesante.

Además he disfrutado porque se aleja de las sagas de investigadores que ahora están por todos los lados. Ojo, también me gustan, pero al final llegan a saturar, por lo que encontrar lecturas como esta (y como esta otra) es recibir una bombona de aire fresco que agradezco muchísimo.

El estilo de Lapena es sencillo, natural y se traduce en una lectura ágil y disfrutona. Hay ritmo (exquisitamente calculado), intriga, angustia, y desasosiego. La estructura de la historia está muy bien pensada y llena de suspense.

En cuanto al género… ¿Thriller? ¿Domestic noir? No lo sé. Quizá una mezcla entre ambas cosas, pero en cualquier caso, Alguien a quien conoces es una novela con la que pasar un buen rato, entretenida y bien narrada. 

 

Te gustará si…


  • Te gustó La pareja de al lado
  • Lo tuyo son las negrocriminales en las que los investigadores sean personajes secundarios.
  • Tienes debilidad por las historias de suspense que reflejan los aspectos más oscuros de la vida cotidiana.

Gracias a la editorial por facilitarme un ejemplar de la novela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.